7 nov. 2012



<< Buscar en Wikipedia: hombre+blanco+autobús+rebeldía en últimos 75 años >> Pensó y ejecutó Alfredo.

-Mi paciencia se ha terminado y usted Alfredo no tiene nada que decir. Se supone que está aquí para negociar con este demente y no para quedarse pensativo.

-Sí, por supuesto << Tengo que ganar tiempo no encuentro nada. Buscar en Wikipedia: hombre+blanco+autobús+rebeldía en últimos 100 años >> Señor Ernesto disculpe a mi compañero, es de fuerte temperamento. Su bella esposa y futura descendencia tienen ganado el cielo con soportarlo.

-¿Esposa, futura descendencia? –Preguntó Ernesto.

La pantalla alojada en la opción de los ópticos implantados de Alfredo indicó éxito en la búsqueda: volcando resumen de datos a memoria natural. Era complejo asimilar un volcado de conocimientos mientras se mantenía una conversación. Pero Alfredo no cobraba sus altos honorarios sin razón, manteniendo una charla banal podía realizar el proceso sin que se le notara.

-Sí, una clon de una cantante, tiene buen gusto el corporativo. –Mostró una amplia sonrisa mientras asomaba un tic en su ojo izquierdo producido por la fusión de datos.

Ernesto dirigiendo una mirada de total desprecio a Hans, respondió a Alfredo: -Militech le ha mentido este asesino, ni ha tenido, ni tiene, ni tendrá esposa… Salvo que las serpientes acepten humanos como cónyuges.

Hans sorprendido con la rotunda respuesta, sintió que tenía que salir deprisa de aquel lugar. Su tapadera acontecía descubierta incluso antes de pisar la estación. Tenía que llegar como fuera a la nave de desembarco.  

La pantalla de los ópticos de Alfredo indicaron: Asimilación completada. Fin del traspaso.
-¡Siéntate! –Ordenó Ernesto a Hans que había incorporado el cuerpo para levantarse. –Tengo una última cosa que mostrarte.

Alfredo la unir los cabos de la fecha con los nuevos conocimientos adquiridos, vislumbró en un solo segundo que era lo próximo que iba a sacar Ernesto y como terminaría esa charla que nunca fue una negociación. Sino una ejecución.


                                                              Ir a página 4