19 jul. 2012



    Entrada 46 (Presente 5 de 8) Narrador Intradiegético Black Jack.

    Cuando ya me creía que la mujer mutilada disfrazada de anciana se abría desmayado, por la pérdida de sangre, asomó su subfusil y apunto estuvo de darme con sendas ráfagas, esa mujer, era innegable que tenia valor, se había hecho un torniquete con el cinturón y regresaba a la reyerta, valiente pero estúpida. A esa distancia con un subfusil ligero como era el Ingram, sólo podría hacerme moratones o en el mejor de los casos para ella, partirme alguna costilla de un impacto, pero mis dos capas de blindaje blando y duro, me hacían inmune a una herida letal.

    Con cautela de no recibir una dolorosa ráfaga, escruté con cuidado, para posicionar el verdadero peligro, que eran los hombres que ya después de obtener cobertura, intentaban avanzar poco a poco, de tienda en tienda,  cubriéndose, hasta tenerme rodeado. Por fortuna no tenían experiencia en ello y no se cubrían las espaldas conforme avanzaban, con ráfagas de contención.

<<Analizar armamento>> dije con el pensamiento, para que mi casco cambiara el sistema de puntería de objetivos, por el de rastreo de armas. Me levanté, hice un barrido y me agache rápidamente, mientras un par de ráfagas pasaban a lo lejos y unos disparos sueltos continuaban sesgando la fuente que tanto servicio me estaba dando.

-"Armas detectadas"-  Fusil de Asalto Medio Cetme X2, Pistola Dai lung 22 X1, Pistola Glock G22 AV X1

Eran noticias alentadoras, sólo dos de las cinco armas que me apuntaban, eran capaces de perforar mi armadura y las dos capaces de ello, tanto en el pecho como la cabeza, sólo serian capaces de hacer heridas superficiales a esa distancia, más cerca podrían  penetrar el blindaje y matarme, pero no tenía pensado dejarlos aproximarse tanto.